Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Corresponsales de IPS
Domingo, 27 de agosto de 2017

Líbano, Jordania y Túnez combaten la impunidad de violadores

Guardar en Mis Noticias.

[Img #16471]El alto comisionado para los Derechos Humanos de las Naciones Unidas, Zeid Ra’ad Al Hussein, aplaudió la abolición de las leyes que amparaban a los violadores en Líbano, Túnez y Jordania, al evitar que fueran procesados si se casaban con sus víctimas.

“Castigar a una víctima de violación obligándola a casarse con su agresor es un crimen horrible contra ella, no hay lugar en el mundo actual para leyes como esa”, subrayó Zeid el martes 22 de este mes.

También aplaudió la posición adoptada por parlamentarios de esos tres países árabes para eliminar la violencia contra las mujeres y asegurarse de que los responsables comparezcan ante la justicia.

“Castigar a una víctima de violación obligándola a casarse con su agresor es un crimen horrible contra ella, no hay lugar en el mundo actual para leyes como esa”: Zeid Ra'ad Al Hussein.

Según el alto comisionado de los derechos humanos, Líbano votó el 16 de este mes derogar el artículo 522 de su Código Penal, que dispensaba de proceso penal a una persona imputada por violación que accedía a casarse con su víctima.

Dos semanas antes, los legisladores de Jordania derogaron una disposición similar, el artículo 308 de su Código Penal.

Y en Túnez, el parlamento adoptó el 26 de julio una ley para eliminar la violencia contra las mujeres y terminar con la impunidad de los agresores, con lo que reconoció que la violencia contra las mujeres está comprendida por la violencia sexual, política, económica y psicológica.

La nueva norma tunecina entrará en vigor el año próximo. Túnez también creó dos instituciones de derechos humanos este año para atender el problema de la trata de personas y mejorar el goce de las libertades individuales y la igualdad.

“Son victorias que se lograron con dificultad, gracias a las incansables campañas desde hace años de los defensores de derechos humanos, en especial de las mujeres de Túnez, Líbano y Jordania”, subrayó Zeid.

Pero aclaró que en Líbano, el artículo 505 del Código Penal sigue permitiendo que las personas acusadas de mantener relaciones sexuales con menores queden libres si se casan, mientras que el artículo 508 permite la violación marital, y llamó a derogar ambas disposiciones.

Jordania

En Jordania, hasta ahora, la ley permitía que el agresor no fuera procesado si se casaba con su víctima y el matrimonio duraba un mínimo de cinco años. Sin embargo, el parlamento de ese país, eliminó el 4 de este mes la llamada “ley de la violación” del Código Penal, informó ONU Mujeres.

“La derogación del artículo 308 es una victoria importante para el movimiento de mujeres en Jordania”, destacó la abogada y parlamentaria Wafa Saed Bani Mustafa, quien actualmente oficia de directora del grupo femenino y presidenta de la Coalición de Parlamentarias para Combatir la Violencia contra las Mujeres, informó la agencia especializada de la Organización de las Naciones Unidas (ONU).

La ley elimina la impunidad de que gozan los responsables de actos de violencia, por ejemplo, al enmendar el artículo 227 del Código Penal, que perdonaba a quien mantuviera relaciones sexuales con menores si accedía a casarse con la víctima.

La aprobación de la norma es el resultado de años de esfuerzos de la sociedad civil y de instituciones tunecinas, en colaboración con organizaciones internacionales, incluida ONU Mujeres.

“Mi participación comenzó en 2013, cuando comencé a abogar por la derogación de este artículo, junto con un grupo de parlamentarios, a la vez que estaba en la 17 legislatura”, explicó.

“Comencé esta acción totalmente convencida de la necesidad de eliminar todas las formas de discriminación contra las mujeres en la legislación nacional, pues creo que las jordanas son ciudadanas con los mismos derechos y deberes”, arguyó.

“Continuo trauma, miedo y abuso”

Al subrayar el “continuo trauma, miedo y abuso que soportan las sobrevivientes de una violación cuando las obligan a casarse con sus violadores”, la sociedad civil, los parlamentarios y otros actores formaron una coalición en 2015.

Juntos, reclamaron la adopción de mejores medidas legales para proteger a las sobrevivientes de violación, de agresiones sexuales y de acoso y el castigo a los responsables para poner fin a la impunidad, añade ONU Mujeres.

“Es importante introducir el concepto de que el matrimonio no es la única opción para las sobrevivientes de violación”, observó Mustafa.

“Ellas deben saber que pueden recibir un apoyo psicológico y físico, que pueden lograr la independencia económica y reintegrarse a la sociedad”, añadió.

Más de 200 activistas y representantes de la sociedad civil participaron en el debate parlamentario el 2 de este mes e hicieron circular una petición a través de Internet, que reunió 5.000 firmas en un día, para apoyar la reforma legislativa, indicó ONU Mujeres.

“También fue invalorable la contribución de la Comisión Nacional de Jordania para las Mujeres, la agencia encabezada por la princesa Basma bint Talal, quien también es embajadora de buena voluntad de ONU Mujeres en Jordania”, destacó.

“Los inquebrantables esfuerzos de la comisión, la acción conjunta de la sociedad civil y el continuo compromiso del movimiento de mujeres en todos los niveles en los últimos años allanó el camino para esta histórica reforma, y sigue sosteniendo el avance del empoderamiento femenino en Jordania, subrayó la representante jordana en ONU Mujeres, Ziad Sheikh.

Túnez

Túnez obtuvo grandes logros al aprobar la primera ley nacional para combatir la violencia contra las mujeres el 26 de julio de este año.

La tan esperada legislación, aprobada con 146 votos de 217, y ninguna abstención, adopta un enfoque integral al combinar medidas de prevención de la violencia y de apoyo a las sobrevivientes, destacó ONU Mujeres.

“Como tunecina, me siento muy orgullosa de que se haya adoptado esta ley. Es la culminación de lo que comenzó con la adopción del Código del Estatus Personal en 1956”, recordó la ministra de Mujeres, Familia e Infancia, Naziha Labidi.

La nueva ley de violencia contra las mujeres adopta una definición amplia de violencia. Además de contemplar la agresión física, la norma reconoce otras formas de violencia como la económica, sexual, política y psicológica.

También ofrece mecanismos de protección que permitirán que las sobrevivientes accedan a los servicios necesarios y a asistencia legal y psicológica.

Además, la ley elimina la impunidad de los agresores, por ejemplo al enmendar el artículo 227 del Código Penal, que perdona a quien tuvo relaciones con una menor si accede a casarse con ella.

“Antes de esta ley, la única norma progresista que promovía la igualdad de género era el Código del Estatus Personal, que abolió la poligamia, dispuso una edad mínima para el matrimonio, introdujo el mutuo consentimiento de las partes para el matrimonio y creó un procedimiento jurídico para el divorcio”, explicó.

Cincuenta por ciento de las tunecinas experimentó actos de violencia

En base a varios estudios, como la encuesta nacional sobre violencia contra la mujer, de 2010, que estimó que casi 50 por ciento de las tunecinas había tenido por lo menos una experiencia de violencia en su vida, la parlamentaria Bochra Belhaj Hmida señaló: “Por eso la creación de un marco legal contra la violencia era necesario”.

También subrayó la importancia de la educación dentro de la familia y desde la infancia para evitar episodios de violencia, agregó ONU Mujeres.

Begirada • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2017 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress