Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
OMS-UNICEF
Sábado, 10 de junio de 2017
OMS y UNICEF trabajan en los "puntos calientes" del cólera para detener su propagación

El número de casos sospechosos de cólera alcanza los 100.000 en Yemen

Guardar en Mis Noticias.

El número de casos sospechosos de cólera en Yemen continúa aumentando, alcanzando los 101.820 casos y causando 791 muertes hasta el 7 de junio de 2017. Los más afectados son la población más vulnerable del país: los niños menores de 15 años, que representan el 46% de los casos, y los mayores de 60 años que suponen el 33% de las víctimas mortales.

 

La Organización Mundial de la Salud (OMS) y el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF) están trabajando en las áreas que reportan el mayor número de casos para detener la propagación de la enfermedad.

 

"Estos 'puntos calientes' del cólera son fuente de gran parte de la transmisión de la enfermedad en el país", dijo Nevio Zagaria, jefe de la oficina de la OMS en Yemen. "Erradicando el cólera en estos lugares estamos reduciendo la propagación de la dolencia y salvando vidas. Al mismo tiempo, seguimos apoyando el tratamiento temprano y adecuado para los enfermos y llevando a cabo actividades de prevención en todo el país ".

 

La carrera para contener el brote de cólera no se ganará fácilmente. El sistema de salud del país ha sido casi destruido por más de dos años de intenso conflicto. Menos de la mitad de los centros de salud del país están operativos en su totalidad. Los suministros médicos que están entrando en el país se han reducido a una tercera parte de los que estaban entrando a Yemen antes de marzo de 2015. Infraestructuras fundamentales han sido dañadas por la violencia, dejando a 14,5 millones de personas sin acceso frecuente a agua potable y saneamiento. Los trabajadores de la salud y el saneamiento no han recibido sus salarios en más de ocho meses.

 

"El brote de cólera está empeorando drásticamente la situación de los niños. Muchos de los niños que han muerto de la enfermedad sufrian desnutrición aguda", dijo la representante de UNICEF en Yemen, Meritxell Relano. "Hoy la vida de los niños en Yemen es una lucha desesperada para sobrevivir. El cólera, la desnutrición y la violencia incesante suenan como una sentencia de muerte a sus puertas de manera constante", dijo.

 

UNICEF y la OMS, junto con sus aliados, trabajan en pie de guerra para responder a este último brote. Se ha llegado a aproximadamente 3,5 millones de personas en todo el país con tanques de agua potable en estaciones de servicio, cloración del agua potable, restablecimiento de las plantas de tratamiento de agua, rehabilitación de los sistemas de abastecimiento de agua y distribución de kits de higiene. El UNICEF y la OMS están prestando apoyo y suministros médicos a los Centros de Rehidratación Oral y a los centros de tratamiento diarreico en todo el país donde los pacientes son examinados y reciben asistencia médica inmediata. Todo esto se lleva cabo junto con la difusión de mensajes sobre hábitos de higiene a las poblaciones afectadas.

 

La financiación total necesaria para las actividades de respuesta conjunta de los aliados en materia de salud, agua y saneamiento asciende a 66,7 millones de dólares durante seis meses. Si bien los donantes han sido generosos hasta la fecha, todavía se necesitan más fondos, en particular para las intervenciones de agua y saneamiento. La mayor necesidad, sin embargo, es para un número creciente de aliados que trabajan en terreno en todo el país, incluso en áreas con acceso limitado debido al conflicto.

Begirada • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2017 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress